Golpearon a ladrón, lo dejaron parapléjico y van a la cárcel

Río Cuarto. El Tribunal Superior de Justicia (TSJ) les rechazó un recurso de casación y dos hombres de esta ciudad deberán purgar una pena de cinco años y cuatro meses de prisión, cada uno, por  haber intentado hacer justicia por mano propia contra un presunto ladrón.

El 18 de octubre de 2016, Ramón Rafael Jesús Garro (29) y José Damián Romero (27) fueron condenados por la Cámara del Crimen N° 2 de Río Cuarto por “homicidio agravado en grado de tentativa”. 

El fallo quedó ahora firme y se ordenó sus detenciones.

Robo y golpiza

El hecho ocurrió el 1° de noviembre de 2015, alrededor de las 2.30. 

Romero y Garro son primos. Según la causa judicial, ambos sorprendieron a Darío Raúl Villarreal y a César González cuando intentaban robar dos motos, baterías y herramientas del taller del padre de Romero. 

González logró fugarse, pero a Villarreal le propinaron numerosos golpes de puño y patadas.

De acuerdo a lo ventilado en el juicio oral, los primos salieron a perseguir a Villarreal. 

Cuando finalmente lo encontraron, en calle Patricias Mendocinas 240 de Río Cuarto, le pegaron con una barra de hierro hasta dejarlo inconsciente. 

Por el traumatismo de cráneo y demás heridas sufridas en todo el cuerpo, Villarreal quedó finalmente parapléjico.

Ninguno de los condenados tiene antecedentes y en la audiencia ambos admitieron su responsabilidad en el hecho para lograr un juicio abreviado. Se les dictó una pena de cinco años y cuatro meses de prisión efectiva, pero quedaron en libertad porque su defensor intentó casar el fallo. 

El letrado argumentó que sus clientes no querían matar a Villarreal y que sólo debían ser responsabilizados por lesiones graves (delito al que le correspondería un año de ejecución condicional).

A la cárcel

El TSJ interpretó que los imputados no desistieron voluntariamente de su propósito homicida. 

En los fundamentos del fallo se interpreta que sólo dejaron de pegarle cuando Villarreal se desvaneció, al creer que habían logrado la meta criminal. Con el correr de los días, quedó firme la condena por tentativa de homicidio.

Deolinda Garro, madre del condenado, confirmó que su hijo quedó detenido el lunes. “Le llegó un papel para que se presentara y fue como de costumbre. Pero lo dejaron detenido, lo pasaron a la cárcel porque tiene que cumplir con la causa. Romero todavía no se presentó pero le va a pasar lo mismo”, indicó la mujer.

“Mi hijo es un chico trabajador, honesto, sólo defendía lo suyo, estaba limpio, sin antecedentes, ahora no sé qué va a hacer su familia”, añadió la mujer.

Categorias: Noticias

Etiquetas:

A %d blogueros les gusta esto: