La fiscal que imputó al intendente de Pilar fue amenazada y hay un nuevo detenido

El escándalo por la venta de terrenos públicos en Pilar, 60 kilómetros al sudeste de Córdoba, derivó en una causa paralela por amenazas a la fiscal que investiga el caso por el que está imputado el intendente Diego Bechis (Vecinalismo).

La fiscal de Pilar, Patricia Baulies, denunció que la semana pasada fue encerrada por un vehículo cuando ella transitaba con el suyo.

De ese auto se bajó el padre de Pablo Ghío, exdirector de Juventud de la Municipalidad, uno de los detenidos por la venta irregular de terrenos. Según denunció, el hombre no le permitía moverse del lugar ni bajar del rodado y la amenazó.

En el caso intervino la fiscal de feria, Jorgelina Gutiez, quien dispuso en las últimas horas la detención del padre de Ghío y lo imputó por privación ilegítima de la libertad y amenazas, según confirmaron fuentes judiciales a La Voz.

Además, Gutiez también imputó por amenazas a una mujer que sería familiar del intendente Bechis.

La causa de los terrenos

A fines de diciembre se conoció que la Justicia investigaba una supuesta estafa por 50 imllones de pesos por la venta de 11 hectáreas de terrenos municipales sobre la costanera del río Xanaes a un particular.

La fiscal Baulies imputó por “defraudación por administración fraudulenta calificada y abuso de autoridad” al intendente Diego Bechis, dos excolaboradores del gabinete y todos los ediles oficialistas -son cuatro-  que apoyaron el proyecto enviado desde el Ejecutivo municipal.

La denuncia fue realizada por los ediles opositores Lucas Tosco (UCR) y Mario Matteine (PJ).

Según el contrato de compraventa, el municipio vendió a un particular ese sitio en un millón de pesos, en varias cuotas. Pero de la investigación se desprende la sospecha de que el valor real de los terrenos superaría los 50 millones de pesos.

Detenidos

ASESOR LETRADO. El momento de la detención (La Voz).ASESOR LETRADO. El momento de la detención (La Voz).

Primero fue detenido el abogado Cristian Moyano, asesor letrado del municipio, acusado de entorpecer la investigación.

Luego se produjo el arresto de Pablo Ghío.

Control a un periodista

Por el caso también hubo un episodio que fue alertado por el monitoreo de Libertad de Expresión del Foro de Periodismo Argentino (Fopea).

El colaborador de La Voz, Augusto Laros había denunciado un sugestivo control municipal frente al comercio de un familiar.

Categorias: Noticias

Etiquetas:

A %d blogueros les gusta esto: