Una cuestión de tiempo

Empiná la botella y festejá. Emborrachate de alegría con este grupo que siempre da la cara y que quiere irse para China. Argentina pisó fuerte en México y ganó 78-74 para dar un paso gigante pensando en el Mundial del año que viene en tierras asiáticas. El lunes, vs. Puerto Rico, en Formosa.

Argentina tuvo las bajas de Garino y Redivo, pero lo sacó adelante. Los “europeos” estuvieron a la altura como vienen demostrando desde hace rato en la Selección. Facu Campazzo lideró al equipo, fue el estandarte que hizo jugar a todos y cuando se pudo juntar con Luca Vildoza, fue letal. El cordobés terminó redondeando una gran noche con 26 puntos y 8 asistencias, mientras que el ex Quilmes se despachó con 10tantos y 3-3 en triples.

México apostó todas sus fichas al tiro externo, usando como maniobra de distracción el porte de Gustavo Ayón en el juego interno, atrayendo rivales para dejar libres a sus compañeros. Pero Argentina supo cómo contrarrestar eso a partir de buen movimiento de balón, el pase extra como bandera y la mano caliente de los jugadores clave en los momentos importantes del partido.

Quizás no fue el mejor partido del capitán Luis Scola desde los números, pero lejos de bajonearse, se encargó del trabajo sucio debajo del aro dándole una mano enorme a Marcos Delía, otro de los que en silencio se ganó un lugar indiscutido en este equipo de Oveja Hernández. Scola sólo hizo 8 puntos, pero bajó 9 rebotes, mientras que el jugador del Murcia se destacó con 8 tantos y 9 tableros.

El encuentro se complicó más de la cuenta para Argentina porque las bolas del primer tiempo dejaron de entrar, México calibró mejor la mira y se puso en partido durante todo el segundo tiempo (llegó a ponerse al frente por 5 con el 59-54), pese al juego cortado por cinco interrupciones por el mal funcionamiento de un reloj de 24 segundos que se rompió en uno de los aros y que reiniciaron varias veces.

Oveja Hernández, quejándose por el reloj (EFE)

Oveja Hernández, quejándose por el reloj (EFE)

Pero la Selección tiene algo especial, una chapa que saca en los momentos cúlmine y que deslumbra al resto. Campazzo tuvo un último cuarto excelente, con 11 puntos, un triple bárbaro, un pick and roll delicioso con Scola y hasta incluso forzando cada tiro o cada avance de los mexicanos. Argentina sacó su chapa de candidato para ir al Mundial, se levantó en el momento indicado y dio un paso gigante hacia China. El lunes, otra final contra Puerto Rico, en Formosa.

“Somos un equipo que cae simpático, vamos por buen camino”, dijo Sergio Hernández, tras el gran triunfo argentino.

México (74): Paul Stoll 8 (x), Francisco Cruz 4 (x), Irwin Ávalos 0, Jonatan Machado 4 y Gustavo Ayón 18 (f.i) Lucas Martínez 8, Orlando Méndez 15, Arim Solares 5, Fernando Benítez 2, Gabriel Girón 10, Israel Gutiérrez 0. DT: Iván Deniz.

Argentina (78). Facundo Campazzo 26, Luca Vildoza 10, Nicolás Brussino 9, Luis Scola 8 y Marcos Delía 8 (f.i) Gabriel Deck 9, Nicolás Laprovittola 6, Javier Sáiz 0, Máximo Fjellerup 2. DT: Sergio Hernández.

Parciales: 15-26, 32-40 y 54-54. Árbitros: Locatelli (Brasil), A. Silva (Brasil) y A. García (Venezuela). Estadio: Juan de la Barrera (México City). Instancia: Grupo E, primera fecha.

ESTADOS UNIDOS NO PERDONÓ: Luego de una sorpresiva derrota ante México, en la primera fase, Estados Unidos le dio una paliza a Uruguay, por 114-57, en un partido que se jugó en el Cox Pavillion, de la Universidad de Nevada-Las Vegas. En el ganador se destacó Frank Mason (Sacramento Kings), con 16 puntos y 8 asistencias. De esta forma, el equipo dirigido por Jeff Van Gundy se mantiene en el primer lugar del Grupo E, compartido con Argentina, ambos con 6-1.

Categorias: Deportivas

Etiquetas:

A %d blogueros les gusta esto: